BIENVENIDO: BLOG DE DIFUSIÓN CULTURAL (sin ánimo de lucro)

NUEVO ESPACIO DE "SEMILLITAS"

sábado, 20 de diciembre de 2008

Dueto "Ensueños"

Príncipes de la canción 1996

Dueto vocal instrumental, formado en Neiva (Huila) en 1991.

Desde entonces ha participado en los diferentes eventos de música andina colombiana que se realizan en el país, posicionándose dentro del marco folclórico del país, especialmente por su original estilo y repertorio musical. Su residencia es la ciudad de Neiva y en todos los eventos en los que ha ocupado destacados puestos y recibido menciones especiales.

Primer puesto duetos Festival Mono Núñez, 1993
Primer puesto duetos Festival Garzón y Collazos, 1996
Nominados al "Gran Premio Mono Núñez" en 1994 y 2001
Primer puesto duetos "Antioquia le canta a Colombia", 1998

Integrantes:

Eduardo Enrique Gil Cataño: Nacido en Cañasgordas (Antioquia). Se hizo odontólogo en la Universidad Nacional de Colombia en Bogotá. Actualmente labora al servicio de Instituto de los Seguros Sociales y presta sus servicios profesionales en el programa de Salud del Departamento de Bienestar Universitario de la Corporación Universitaria del Huila, Corhuila en su consultorio particular. En el Dueto interpreta la primera voz y ejecuta la guitarra.

Jaime Ricardo Guío Ordoñez: Oriundo de San Agustín Huila, se radicó en Pitalito donde se formó como maestro en la Normal Nacional Superior de esa ciudad, e hizó parte de la agrupación Alma Huilense del Maestro Jose Ignacio Olave. Se licenció en educación física de la Universidad Surcolombiana de Neiva, es maestrante en educación por el arte y animación sociocultural del Iplac, Instituto Pedagógico Latinoamericano de Cuba. Labora como docente al servicio del departamento del Huila en el Colegio para la Educación e Investigación Artística, Ceinar y se encuentra a cargo de la Dirección del Bienestar Universitario de la Corporación Universitaria del Huila Corhuila. En el dueto interpreta la segunda voz y ejecuta el tiple.

Fuente

------------

Eduardo Gil Cataño, una voz con alma huilense
La Nación, Neiva
Septiembre 28 de 2008

El 9 de mayo de 1953 el poblado de Cañasgordas, Antioquia, fue testigo del nacimiento del tercer hijo de la familia conformada por Domingo Gil, comerciante y dos veces Alcalde de esta localidad y Franquelina Cataño, una ama de casa consagrada. Se trataba de Eduardo Enrique Gil Cataño, hoy un artista símbolo de la música andina colombiana con acento opita.

Y es que Fabián Darío, Juan José, Domingo Alberto y Ángela María compartieron con Eduardo Enrique una infancia inolvidable, rodeado de la tranquilidad característica de los pueblos, de la inocencia típica de la edad y del amor familiar.

A los siete años inicia sus estudios de primaria en la Escuela Urbana de Varones de Cañasgordas, donde permanece hasta que ingresa a estudiar el bachillerato en el Liceo Regional ‘Nicolás Gaviria’, en el cual cursa hasta el grado noveno. El décimo y undécimo lo termina en el Liceo de la Universidad de Antioquia en Medellín, donde descubre un evidente gusto por asignaturas como el español. “Recuerdo mucho al maestro de español Jesús Arroyabe o ‘chuchito’. Ese profe nos inyectaba de cosas exóticas, aprendimos mucho. También recuerdo las pilatunas que hacía uno de muchacho y los muchos amigos que tenía, casi todos mis compañeros de escuela ya no están, los cogió esa ola de violencia de los años 70 cuando la guerrilla estaba en su pleno apogeo”, comenta con cierta nostalgia el destacado intérprete.

Desde esa época, Eduardo Enrique da sus primeros pasos en la música, cuando integra el coro de la escuela. “Había un profesor llamado Pascual González, quien era el encargado de organizar los coros, pero yo tuve un problema gravísimo y era el de la timidez, me daba pena cantar solo, entonces tenía que ser en grupo”, dice con nostalgia.

Pero esta timidez no le impidió terminar con éxitos la secundaria. Es así que en 1973 culmina este proceso académico para dar inicio a la etapa profesional. Adelanta estudios en la Universidad de Antioquia donde cursa hasta quinto semestre de Biología. “Fue una época universitaria difícil, por las manifestaciones y el orden público, por lo cual comencé a flaquear en esta carrera”, expresa.

Convencido que la Biología no era lo suyo, decide viajar a Bogotá y presentarse en la Universidad Nacional al programa de Odontología. “Cuando empiezo los estudios universitarios exploro el campo de la música, y me aprovecho de ésta para vencer la timidez”, comenta con un gesto de simpatía.

Antes de culminar sus estudios profesionales decide casarse a los 31 años con quien para ese entonces estaba terminando Sociología en la misma Universidad. En una residencia de puros opitas donde el único colado era él, conoce a la huilense Xiomara Quintero de 24 años. El nacimiento de su primer hijo Alejandro, uniría más a la pareja.

Realiza su rural en Cañas Gordas, el pueblo que lo vio nacer. Allí permanece por tres años, hasta cuando se traslada para Neiva. Pero antes en 1985 recibe su título como Odontólogo.

Del feliz matrimonio con Xiomara nacen otros dos hijos: Juan Pablo, quien actualmente tiene 20 años y Francisco de 18. “Tengo dos hijos en Londres, Alejandro el mayor, quien tiene 22 años, terminó Finanzas y Relaciones Internacionales, y está adelantando estudios de inglés. Francisco el menor estudia Medicina en la Universidad del Rosario, pero está adelantando estudios de inglés en el mismo país y Juan Pablo, quien estudia actuación en Bogotá”.

Exploración artística

Estando en la capital, Eduardo pudo explorar más el campo artístico, gracias a la cercanía con los medios como él mismo afirma. “Realicé la incursión como solista en varios programas de concurso como ‘La Nueva Estrella de la Canciones’ de Jorge Barón Televisión, otro que era dirigido por Fany Mickey ‘Cuanto Vale su Actuación’ y en un programa llamado ‘Compre La Orquesta’ de Fernando González Pacheco. Ya teníamos unos planes buenos para hacer un programa completo con Jimmy Salcedo pero lamentablemente falleció”.

Para ese entonces, combinaba su talento artístico con la odontología. “En Bogotá se me facilitaron las cosas, pero antes de viajar a la capital a estudiar, hice con mi primo Marco Tulio la primera incursión como dueto, algo muy improvisado y muy folclórico en el programa ‘Antioquia Le canta a Colombia’, espacio de concurso que todavía se trasmite.

Cuando llega a Neiva, comienza a trabajar como particular y por contrato en el Instituto del Seguro Social y luego con la ESE ‘Carmen Emilia Ospina’, como Odontólogo. Poco a poco como él afirma se fue adaptando a la gente opita. “Siempre cantaba solo. Cuando me vinculé como contratista en el Seguro Social, el auditor de la empresa tenía un amigo paisano de San Agustín que cantaba y me relacionó con él. Coincidencialmente hubo un concurso llamado ‘Lis de Oro’ que se hacía anualmente en el ISS, y nos llamó como jurados a Jaime Ricardo Guío y a mí. En el intermedio nos invitó a cantar y nos pusimos de acuerdo en dos temas: ‘El camino de la vida’ y ‘Camino Viejo’, a la gente le gustó y a nosotros también y nos dedicamos a ensayar y ensayar hasta que aparece el Dueto Ensueños”, relata emocionado.

Dueto Ensueños apareció luego de este encuentro entre los dos amantes de la música. “Después de mucho ensayar no teníamos el nombre del dueto y en una presentación que hicimos, un maestro de ceremonia nos puso el nombre ‘Camerata Pakandé’, ese nombre nos sonaba como grande, empezamos a seleccionar otros, cuando una señora nos dice, ¡no ustedes son los ensueños!, nos gustó ese nombre y así se quedó”, afirma con gran satisfacción al recordar ese momento.

Sueños y satisfacciones

En 17 años como integrante del Dueto Ensueños, ha tenido grandes satisfacciones como haber sido merecedor de la cruz ‘Diego de Ospina y Medinilla’ en el gobierno del entonces alcalde Guillermo Plazas Alcid, y reconocimientos en Medellín, Bucaramanga y Manizales. “Ha habido muchas satisfacciones, como la de representar el departamento del Huila en varios certámenes. Hemos ganado 19 concursos nacionales, muchos segundos puestos y varios reconocimientos en el departamento”, agregó el músico Eduardo Gil Cataño.

Inicialmente el Dueto Ensueños era acompañado por personajes como Chapeto, Carlos y Regino Vásquez, hasta cuando Eduardo y Jaime ven la necesidad de aprender a tocar cada uno un instrumento. Jaime manipulaba la guitarra y el tiple y Eduardo se defendía con la guitarra.

Un tema que siempre tiene presente es ‘La Enredadera’, porque fue la primera canción en grabación que se escuchó a nivel nacional de la talentosa pareja musical. “Ya estamos dando los pasos para hacer una grabación de un C.D de boleros, pero no saliéndonos de la música andina colombiana, porque la gente lo ha pedido, además hay otro proyecto para grabar los temas del maestro Guillermo Calderón, ya casi están todos los arreglos falta sólo cantarlos”, expresa con optimismo en medio de su recuperación, luego de ser intervenido quirúrgicamente por problemas de cáncer en los riñones.

Hombre y artista

Para este hombre de mirada azul profunda, amante del fútbol, la artesanía y los libros de acción, la vida le ha puesto asumir un nuevo reto. Un quebranto de salud llega intempestivamente, pero eso no ha impedido que Eduardo siga cultivando sus sueños. Hasta el momento el artista y odontólogo ha sido intervenido quirúrgicamente en dos ocasiones, gracias al apoyo de familiares y amigos ha salido adelante satisfactoriamente lo cual ha permitido reunir las fuerzas necesarias para continuar la batalla. “Esperamos tener más oportunidades de seguir hablando de nuestra música que es lo que más nos gusta”.

Actualmente se siente realizado como padre y como ser humano, aunque considera que aún le faltan muchas cosas por hacer y vivir como la alegría que produce ser abuelo, pero considera que esta etapa será más adelante cuando sus hijos culminen sus proyectos de formación profesional.

El intérprete ha ido afinando y moldeando en su voz, empíricamente, canciones como ‘Mi país’ de Guillermo Calderón, que ha sido ovacionada por públicos como el de Chicago en Estados Unidos, Cuando interpretaron el tema más de 90 veces al celebrar un 20 de julio. Igualmente recuerda sus recorridos por Mérida Yucatán en México; Guayaquil, Ecuador y su paso por todas las capitales andinas del país.

Xiomara Beatriz Quintero, su esposa, agradece a Dios y a la vida el matrimonio maravilloso que ha construido hasta el momento junto a Eduardo. “El fue mi primer novio, mi único novio, me volvería a casar con él las veces que sean necesarias es un gran ser humano, un gran papá, un buen esposo y nos hemos comprendido bien. Lo que más destaco de él es su honestidad, es buen ser humano y tiene una calidad humana extraordinaria, como esposo intachable y como padre inigualable. Soy admiradora de sus canciones y crítica número uno de sus interpretaciones”.

------------


Homenaje a Eduardo Gil
Ramiro Adolfo Muñoz

Octubre 16 de 2008

Dicen que la música es la expresión del alma. Se organiza para hoy jueves un acto merecido para quien ha sido, junto con Jaime Guío Ordóñez del Dueto Ensueños, uno de los grandes intérpretes de la música colombiana en nuestra región como Eduardo Gil Cataño.

El Dueto Ensueños ha cimentado a través de los años un valioso prestigio que los ha llevado a trascender en el orden nacional e internacional; han recibido valiosos reconocimientos por la calidad de su música y especialmente porque su temática fortalece la identidad cultural colombiana.

En medio de tantas vicisitudes que vive nuestro país, la música colombiana es un refugio que enaltece el espíritu y logra hacer olvidar tantas tragedias diarias. El fomento de este tipo de música ha enfrentado muchos obstáculos; pocos dirigentes colombianos prestan atención a la necesidad que tiene la sociedad de estimular el conocimiento y la interpretación musical autóctona como un factor para evitar el ocio y las malas costumbres, especialmente en los jóvenes.

Recuerdo alguna vez que en una calle peatonal de Colonia, Alemania, las personas hacían un tumulto silencioso rodeando a unos músicos. Me acerqué e identifiqué rápidamente que eran unos ecuatorianos tocando música andina. Los curiosos permanecían quietos, maravillados, y no se movieron hasta que terminaron su interpretación, entregándoles monedas y billetes. La misma admiración por la música observé en infinidad de ocasiones por parte de los europeos. Es entendible la evolución de la sociedad europea valorando expresiones artísticas que acompañan el desarrollo social, no de otra manera han podido lograr un crecimiento equitativo y armónico en sus países.

Cuántos adolescentes en nuestro país podrían encontrar en la música colombiana una fuente infinita de actividades sanas, mucho mejor que estar involucrados en actividades ilícitas. Ahí también podría estar la fórmula que tantos gobernantes buscan para disminuir la violencia. Qué valioso sería regalar instrumentos musicales y tener numerosos profesores de música para incentivar a niños y jóvenes en este arte. Además procurar que cada estudiante de secundaria se comprometa a tocar un instrumento para poderse graduar, sería un gran logro llegar a este nivel de comprensión.

Por estas razones, en este homenaje (Club Social de Neiva, 7:00 p.m.) no podemos faltar para apoyar a nuestros músicos auténticos.

Además es de todos conocido que Eduardo Gil está atravesando una dura prueba en su vida, por eso también es un acto de solidaridad con él y con su hermosa familia que unida lo acompaña en estos momentos.

-----------------

GOBIERNO DEPARTAMENTAL Y ASAMBLEA SE UNEN PARA EXALTAR LABOR DEL MAESTRO EDUARDO GIL CATAÑO.

Como un reconocimiento a la meritoria labor que en materia cultural ha realizado durante años el maestro Eduardo Enrique Gil Cataño, integrante del dueto musical “Ensueños”, el gobernador Luis Jorge Sánchez García y los honorables diputados de la Asamblea Departamental del Huila le rendirán un homenaje conjunto mañana viernes 7 de noviembre, a las 6:00 p.m.

Durante el evento que se desarrollará en el recinto “Rodrigo Lara Bonilla” de la Asamblea, la Administración Departamental le impondrá al destacado músico la “Orden al Mérito Huilense” y la Asamblea Departamental le hará entrega al maestro Gil de una proposición de exaltación.

La condecoración se entregará al reconocido músico antioqueño que desde 1991 integra el dueto vocal instrumental “Ensueños” como distinción por el aporte que a través de sus melodías y composiciones realiza al desarrollo integral de la región, configurado en la promoción de la identidad cultural del pueblo huilense.

Este aporte se ve representado en el posicionamiento en los diferentes eventos de música andina colombiana que se realizan en el país, entre ellos:

* Primer puesto duetos Festival Mono Núñez, 1993
* Primer puesto duetos Festival Garzón y Collazos, 1996
* Nominados al "Gran Premio Mono Núñez" en 1994 y 2001
* Primer puesto duetos "Antioquia le canta a Colombia", 1998

Fuente.

---------------

DIARIO DEL HUILA

Se silenció una voz

Ayer falleció luego de soportar una penosa enfermedad Eduardo Enrique Gil Cataño. Hoy en la iglesia del Perpetuo Socorro se oficiarán sus exequias a las diez de la mañana.

Eduardo Gil Cataño, odontólogo egresado de la Universidad Nacional y nacido en Cañasgordas, Antioquia, llegó a ejercer su profesión a la ciudad de Neiva, hace veinte años aproximadamente.

Como profesional estuvo vinculado a entidades como el ISS, Comfamiliar y la ESE Carmen Emilia Ospina, entidad donde laboró hasta el 1 de agosto del presente año, cuando se le diagnosticó un cáncer que lo redujo a cama y que pese a esfuerzos de galenos y personal especializado en el tema, su deceso se produjo ayer.

Eduardo Gil Cataño, hacía parte del Dueto Ensueños, que junto a Jaime Ricardo Guio, engalanaron espectáculos por sus melodiosas voces interpretando canciones alusivas a la región y al amor.

Cuando se conoció la gravedad de su estado físico, la Alcaldía de Neiva, en asocio con la Gobernación del Huila, la Secretaría de Cultura Departamental, la Asamblea y el Concejo de la capital, se le organizó un homenaje al cual no pudo asistir por la gravedad de su estado físico. Las distinciones Neivanidad y Cacique Timanco, fueron entre otras las que se les confirió.

Había contraído nupcias con Beatriz Xiomara Quintero Castrillón, socióloga a quien presentamos nuestras condolencias y las hacemos extensivas a sus hijos Alejandro, Juan Pablo y Francisco.
Paz en su tumba.

Con su esposa e hijos, Eduardo Gil formó un hogar digno de presentar a presentes y futuras generaciones.

----

Alfonso Córdoba “el brujo”

NO A LA GUERRA

CORO DEL DEPARTAMENTO DEL HUILA, EL GRUPO SEMILLITAS LE CANTAN A LA PAZ, Y DICEN NO MAS GUERRA EN NUESTRO PAIS Y EN EL MUNDO, DIRIGIDOS POR EL MAESTRO JAIME R. GUIO O, ESTE TEMA VIENE INCLUIDO EN EL TRABAJO DE DVD QUE RECIENTE HAN LANZADO AL MERCADO, CUALQUIER INTERES EN EL COMUNIQUESE AL 3002680057 EN COLOMBIA.

MIEDO - GUSTAVO ADOLFO RENJIFO

Que todo esta muy negro / le dice Juan a Pedro / que viene un general / a tomarse el cuartel / de las palomas / que van a uniformar / los dias de la semana/que requisaron un canario / y le encrontraron plumas amarillas / que detuvieron una vela / porque estaba alumbrando / que vieron un cuchillo / trabajando en un monte / que mataron un arbol / que prohibieron el amor / que el jueves es pecado / el revolver espadrel / y que los hijos de las lavanderas / restregan contra el mundo / la ropa de las balas. / No hay frente que no piense / en un craneo quemado / no hay noche que no sienta / que se llevan la luna los ladrones / no hay verso que se acerque / confiado a un poeta / no hay manos que se atrevan / a salir de los guantes / no hay cura que no sienta / tiros en su sotana / no hay paloma que ponga / su pico en una alianza / no hay libro que se atreva / a salir de su pasta / no hay farol que le preste / su luz a un policía / no hay puerta falsa / donde no haya hombres / comiendo tierra / y esperando turno. / Nadie de atreve nadie / a romper las ventanas / para que entre el cielo / con sus fieras azules / Nadie de atreve nadie / a esperar la esperanza / y a gritar que en los hombros / de pudren los fusiles. / Nadie de atreve nadie / hay tropas en las calles / Nadie de atreve nadie / brillan las bayonetas / Nadie de atreve nadie / allanaron mi casa / Nadie de atreve nadie / Nadie de atreve nadie /

LUZ MARINA POSADA - Canción de amor (Entre mi Patria y yo)

(Con Gustavo Adolfo Renjifo) Pasillo que contiene mi declaración de amor... Este video también pertenece al concierto del 19 de noviembre de 2007 en el Museo Nacional de Colombia - Bogotá.

20 años "dueto ensueños"

CULPA DIVINA "DUETO ENSUEÑOS"

POBRE LA MARIA


Olorosa a tabaco y a ron / en un cuarto de una cuarteria / llora la maria, su melancolia / y en la rockonola se oye una cancion de la sonora / se vino del campo a la cuidad / una noche Terencio la dejo / por el dia cocina, lava y plancha ajeno / vende loteria ahi por metro centro / y todas las noches al mejor postor alquila su cuerpo / pobre la maria, y su fantasia / que la capital era lo mejor pa'salir de pobre / frente al espejo que compro en el oriental / se pone su vestido rojo y su collar / talvez esta noche no le va tan mal / baja por tiscapa hacia el lobo jack / y en la madrugada un dia mas vieja regresa a su casa / pobre la maria, y su fantasia / que la capital era lo mejor pa'salir de pobre / sus chavalos cuidan carros, venden agua, nada comen / huelen pega y diambulan por las calles de managua / la maria se lamenta que su vida nunca va a salir de la miseria / Autor e intérprete: Luis Enrique Mejía Godoy

Gracias por su interés: